Cuando pensamos en proteger nuestros bienes se nos ocurren varios: el coche, la casa…, pero pocas veces pensamos en lo importante que es tener asegurado nuestro negocio. De la misma manera puede sufrir un imprevisto que nos puede traer consecuencias económicas graves.

claves_negocio

El seguro para negocios, entre otras cosas, cubre situaciones que pudieran dañar la propiedad, sus relaciones comerciales, suspensión de actividades y en algunos casos, contra demandas originadas por posibles daños a terceros dentro de las instalaciones de la empresa. También se pueden asegurar los accidentes laborales por parte de los empleados.

En la actualidad ya está muy contemplado este tipo de seguros. No es nada complicado asegurar tu negocio. Las pólizas se acoplan a tus necesidades y por ello no requiere una gran inversión. Está claro que no es lo mismo asegurar una empresa de grandes instalaciones que una PYME. Es importante elegir el seguro adecuado.

Recomendaciones

  • Considera la naturaleza de tu negocio: No es lo mismo asegurar productos destinados al consumidor, que tener protegidos unos servicios que proporcionen bienestar al público incluso. También debes tener en cuenta la seguridad de las instalaciones de la empresa, pero es necesario que tengas en cuenta el continente y el contenido del edificio. No te olvides de asegurar tus herramientas. Recuerda que si cuentas con equipo informático, es esencial, que cuentes con un seguro especial que cubra por los daños o robo a ordenadores, fotocopiadoras y otras máquinas. Además, te conviene asegurar las fallos propios del funcionamiento de los equipos, como posibles daños en el disco duro, o incluso, virus en la red.
  • Calcula tu presupuesto y después elige la modalidad de seguro y las coberturas que necesitas para tener bien protegido tu negocio. Podrás elegir las garantías que más te convienen. En santalucía, dentro de cada seguro, ofrecemos diferentes niveles de cobertura. Siempre nos adaptamos a las necesidades de cada empresa y te ofrecemos un seguro a tu medida. Es muy importante cerciorarse de no duplicar las coberturas.
  • Lee y comprende la póliza de principio a fin. Es fundamental que contrates aquella póliza que has entendido perfectamente. No olvides leer toda la letra pequeña. Si tienes alguna duda sabes que un equipo de profesionales está a tu disposición para atenderte en cualquier momento.

La seguridad de tu negocio te ayudará a vivir con mayor tranquilidad y a disfrutar más de tu trabajo.