Ahorrar combustible

En verano estamos más ociosos, salimos más, nos vamos de vacaciones, surgen planes de última hora…en resumen, utilizamos más el coche y tenemos más gastos. Por este motivo, queremos darte unos trucos para dejar de fumar. ¿Te interesan? Toma nota.

  • Realiza un mantenimiento del vehículo. Las ruedas, los filtros, los lubricantes…todo debe estar a punto para no consumir más en tu vehículo. Realiza revisiones periódicas y mantén tu vehículo en un estado óptimo. Además de conducir más seguro conseguirás ahorrar combustible.
  • No conduzcas bruscamente. Los acelerones solo conseguirán que revoluciones el motor y malgastes combustible. Evita, sobre todo, los acelerones cuando arrancas el coche y el motor está frío. Lo mejor es que dejes que el coche se vaya calentando poco a poco.
  • No alargues las marchas. Tardar en cambiar la marcha solo sirve para que el coche se revolucione más y gaste más carburante. Cada coche te pide cambiar las marchas en un momento determinado. Por ejemplo, habitualmente en los coches diesel la marca se suele cambiar cuando llegas a las 1.500 revoluciones, en cambio, en los gasolina se alargan hasta las 2.000.
  • No realices una conducción agresiva. Muchas veces cuando conducimos sacamos nuestro mal genio a relucir y pagamos con el resto de vehículos nuestros enfados. La conducción debe ser todo lo contrario, tranquila y relajada. Como decíamos anteriormente no se debe conducir bruscamente y, además, debemos ser cívicos y respetar al resto de conductores. No pegarse al coche de delante, dar acelerones para que otro vehículo no se incorpore en nuestro carril, son algunos de los ejemplos de lo que no debemos hacer.
  • Quita la baca del coche. Si no vas a utilizar la baca, no la dejes en tu coche. Muchos la dejamos más tiempo por pereza y, también, porque nos es más sencillo encontrar nuestro coche cuando está aparcado. Dos razones muy malas para no quitar las bacas. Llevarlas sin darles uso, solo hará que consumas más combustible, ya que provoca que tu coche ofrezca más resistencia.

Ya ves, con unos pequeños consejos puedes ahorrar un poco más de combustible, además de realizar una conducción más eficiente y segura.