Está claro que contar con un buen seguro de hogar es una de las claves para despreocuparte un poco de cualquier daño o avería que se pueda sufrir en tu vivienda, aunque no lo es todo. El mantenimiento de tu hogar es algo fundamental en tu seguro. Por ello, con nuestro lema de ‘Más vale prevenir que curar’ te recomendamos que hagas revisiones periódicas de mantenimiento para asegurarte que todo esté en orden y ahorrarte susto.

Algunas de las revisiones más frecuentes que debes realizar con cierta periodicidad son las siguientes:

Revisión de las instalaciones de gas

La instalación de gas tienen que ser revisadas cada 5 años o cada 4 en el País Vasco. Consiste en revisar el funcionamiento y la estanqueidad del contador, las llaves, tuberías y su estado de conservación. Este tipo de revisiones las realiza la empresa distribuidora del gas que tengas contratada. Normalmente son las compañías las que avisan a los usuarios de la cita.

Revisiones de calderas y aparatos térmicos

Dependiendo del tipo de aparato la periodicidad cambia. Por ejemplo, las calderas de gas se deben revisar cada dos años, los calentadores de agua cada cinco, el aire acondicionado cada cuatro y las calderas de gasóleo cada año.

Como en la revisión de las instalaciones de gas se comprueba que todo funciona correctamente para asegurar la eficiencia energética, durabilidad y seguridad del aparato. Este tipo de servicio lo suele realizar la compañía con un servicio de mantenimiento.

Revisiones de instalaciones eléctricas

La revisión de la instalación eléctrica en viviendas particulares no es obligatoria, aunque si necesaria para evitar posibles riesgos. Mantener en buen estado los interruptores, llaves de paso y los enchufes puede traducirse en un ahorro para los hogares puede ayudarte a prevenir cortocircuitos, calentamiento de cables y posibles incendios.

Esta revisión la puedes contratar con tu compañía de luz para que la realice con cierta frecuencia o bien o tu seguro de hogar.

¿Has tomado buena nota del mantenimiento necesario para tu hogar? Recuerda que un hogar seguro es un hogar feliz.